Estudio en Canadá propone incluir a la marihuana en planes de salud pública

Un nuevo estudio de investigación llevado a cabo por un equipo internacional de expertos recomienda un enfoque de salud pública para la marihuana, con inclusión de directrices basadas en la evidencia para el uso de bajo riesgo, a modo de reducir la carga sanitaria que resulta del uso dañino de la hierba. El estudio se publicó en la Revista Canadiense de Salud Pública (CJPH).

Es que más de uno de cada diez adultos canadienses, y uno de cada tres jóvenes de 16 a 25,  ha usado marihuana durante el último año. A pesar de los riesgos de prevalencia y de salud asociados con el consumo de cannabis, el estudio apunta que Canadá todavía no ha adoptado un enfoque de salud pública para hacer frente a los daños, como sí lo tienen en temas como el alcohol, el tabaco, e incluso el uso de drogas inyectables.

“Un enfoque de salud pública de base amplia para el consumo de marihuana podría incluir una estrategia de prevención para los jóvenes. O bien las estrategias de reducción de riesgos para los usuarios en situación peligrosa  y hasta un mejor acceso al tratamiento para consumidores problemáticos”, explica el doctor Fischer. Su último estudio aborda el componente de reducción de riesgos, sobre la base de una revisión exhaustiva de los datos científicos existentes, que identifican los patrones de consumo de marihuana por excelencia, y prácticas que conducen a riesgos y daños claves para la salud. En base a esta evidencia, se ofrecen directrices sobre la forma de modificar estas prácticas y patrones en el nivel de usuario como una herramienta de política pública orientada a la salud para reducir los daños.

“La mala información sobre la marihuana puede ser peligroso”, sostiene Fischer. Por ejemplo, las encuestas muestran que muchos jóvenes usuarios de marihuana creen que es seguro conducir después de haber consumido cannabis, mientras que la investigación reciente en Canadá muestra que un número significativo de víctimas mortales de tráfico en los adultos jóvenes son atribuibles a ese consumo. “Esto se parece a la situación de hace cuarenta años, cuando la mayoría de los canadienses todavía creía que era seguro beber y conducir”, dijo.

Anuncios

Acerca de marihuanainforma

Amante del cannabis.
Esta entrada fue publicada en consumo de marihuana y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s